¿Un nuevo paradigma sobre la nube en lugar de una infraestructura autogestionada? 

Comparte este post :

A medida que el desarrollo de software se traslada a la nube, es cada vez más común que las organizaciones externalicen sus servicios en la nube. Las plataformas de desarrollo alojadas y gestionadas han sido una valiosa opción para la nube, ya que permiten a los clientes pagar sólo por los servicios que necesitan en lugar de tener que gestionar los servidores y sistemas internamente. 

Algunas empresas recurren ahora a servicios en la nube como el alojamiento y el despliegue para acelerar su desarrollo de forma adaptativa, en lugar de tener que lidiar con los largos plazos de aprovisionamiento de los servidores. Con esto, los métodos de desarrollo modernos agilizan el proceso de creación, prueba, despliegue e iteración de nuevos proyectos de aplicaciones. 

Los servicios en la nube pueden ayudar a aumentar la velocidad de los desarrolladores y permitir la entrega de nuevas aplicaciones y servicios innovadores. La nube cubre rápidamente las lagunas de competencias de los equipos que no disponen de tiempo. 

La nube también puede reducir los costes, al eliminar los gastos de capital en infraestructura y reducir los gastos operativos continuos. Aunque a algunas organizaciones les puede resultar difícil adoptar una estrategia de cloud-first, es importante tener en cuenta que no todas las cargas de trabajo son adecuadas para ser alojadas en la nube. Por ejemplo, algunas cargas de trabajo requieren altos niveles de seguridad o cumplimiento que no pueden ser satisfechos por las nubes públicas. 

La nube ofrece muchas ventajas respecto a una infraestructura autogestionada, entre ellas 

Mayor velocidad y agilidad

Los métodos de desarrollo modernos agilizan el proceso de creación, prueba, despliegue e iteración de nuevos proyectos de aplicaciones. Los equipos de SRE y de seguridad pueden responder rápidamente y disponer de planes de copia de seguridad, recuperación fiables y probados.

Ahorro de costes

Las plataformas en la nube son menos costosas que la construcción de un centro de datos propio. También se puede ahorrar dinero utilizando los servicios de la nube pública en lugar de aparatos físicos de hardware o licencias de software. Dado que la nube está diseñada para escalar automáticamente, sólo tendrá que pagar por lo que utilice cuando lo utilice.

Seguridad

La infraestructura en la nube es más segura que los entornos autogestionados porque es más fácil aplicar controles de seguridad de forma coherente a todos los usuarios y aplicaciones en un entorno compartido que en un entorno local donde cada usuario tiene sus propios servidores. Además, la gestión centralizada que ofrecen los proveedores de la nube ayuda a evitar el acceso no autorizado a los sistemas mediante mecanismos de autenticación fuertes, como la autenticación multifactor (MFA).

Cabe resaltar que, a medida que la economía digital crece, la necesidad de seguridad es cada vez más crítica.

Las amenazas a la ciberseguridad van en aumento y las empresas se están dando cuenta de que tienen que actuar con rapidez. 

Entonces, ¿Qué podemos hacer al respecto? El primer paso para mejorar su seguridad es entender en qué punto se encuentra. 

Es difícil predecir qué infraestructura va a ser la ganadora a largo plazo. Es probable que se utilice una combinación de ambas, pero por ahora, los servicios en la nube parecen tener la ventaja en la mayoría de las organizaciones de TI con aplicaciones empresariales. Los próximos años serán muy interesantes, ya que veremos cómo evolucionan ambos y cómo las organizaciones de TI explotan sus capacidades. 

¿Sabías que estamos constantemente expuestos a ataques informáticos? Si quieres que tu información empresarial esté segura, invierte en ciberseguridad. 

Contáctanos para obtener más información.

Suscríbete A Treo Blog

Actualízate y aprende sobre seguridad

Explora más

es_CO
Powered by TranslatePress »
logo data y service letras blancas

¿ En qué podemos servirte ?